Despertarse es difícil sobre todo para quienes detestan madrugar. Tan importante como el sol que saldrá y brillará todos los días, es el desayuno. El desayuno es una de las comidas más importantes del día para personas de todas las edades.